fbpx
Saltear al contenido principal
Problemas De La Manada

Problemas de la manada

¿Qué fuerza tienen los demás en nuestro comportamiento? Los tres casos a continuación nos dejan claro que la respuesta a esta pregunta está lejos de ser sencilla.

El primero ocurrió en Francia, siglo XV. Sin una razón aparente una monja empieza a aullar como un gato. Las demás hermanas del convento imitaron este comportamiento hasta que amenazaron azotarlas y, seguramente, las azotaron. El segundo ocurrió en Estrasburgo en 1518. En lugar de aullidos gatunos fue el baile, que contagió a casi quinientas personas, que bailaron hasta caer rendidas o… muertas. El escepticismo es comprensible. Esto ocurrió hace más de quinientos años.

Sin embargo el tercero fue más reciente. Tanzania, 1962. En un internado un par de niñas intercambiaron unas bromas. La risa se prolongó más de lo normal. Se volvió contagiosa. Más de cien niñas siguieron. Rieron durante horas, rieron en la noche, rieron hasta la asfixia. Las mandaron a casa y contagiaron a más personas. La epidemia se propagó en distintos pueblos. Después de semanas comenzó a pasar, la risa se hizo intermitente, se volvió un cansancio, una simple pregunta que tenemos hoy, ¿qué pasó?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba